La historia del ajo

En la entrada de hoy hemos querido remontarnos al pasado y contaros el origen y la historia del ajo para que conozcáis un poco más la historia de esta joya culinaria que a día de hoy está y se conoce en todo el mundo.

La Historia del Ajo

Los estudiosos de esta planta creen que su origen fue en Asia Central, viniendo de una variedad de hortaliza diferente a cómo la conocemos hoy en día, y que con el comercio se extendió por las regiones del Mar Mediterráneo. Allí los que hacían negocios con los ajos y a través de los comerciantes europeos, especialmente de los españoles, se facilitó su distribución, convirtiendo al ajo en un ingrediente básico para condimentar los alimentos.

Los romanos y griegos lo difundieron por todo su imperio, siendo considerado uno de los reyes indiscutibles de la dieta mediterránea, por lo que cientos de platos llevan este alimento entre sus ingredientes.

Durante el siglo VII la Escuela de Salerno lo incluyó entre los medicamentos más respetados, iniciando así una de las épocas doradas en la utilización de esta hortaliza. Su papel como alimento de prevención para ciertas enfermedades, como la peste, se extendería hasta el Renacimiento.

No llegó a América hasta el siglo XV, cuando fue introducido por los españoles y comenzó a cultivarse en todos los países del continente.

En la actualidad el ajo es considerado un alimento muy valioso por su versatilidad pues es utilizado en miles de recetas tanto para darles sabor, consistencia, como condimentar ciertos alimentos y o preparaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies